La vida enseña a superarse

Patricia Díaz y Adriana  Riotorto presentaron el libro “Señas de Amor”*, en el que cuentan cómo fue criar a sus hijas sordas; dos historias tan diferentes y a su vez tan iguales. Luz Verde entrevistó a Patricia Diaz, quién nos contó un poco de su vida junto a Carolina, su hija y de cómo surgió la idea de hacer este libro.

DC- ¿Cuándo fue que te enteraste que tu hija iba a nacer con sordera?
PD- La sordera es una de las discapacidades que durante el embarazo no se detecta, sino que se detecta una vez que va creciendo el bebe. En mi caso a los 3 o 4 meses más o menos me empecé a dar cuenta que Carolina era diferente a mi otro hijo, pero no precisamente porque no escuchaba, hasta ahí no sabía que pasaba, sólo era una niña muy tranquila y que no se sentaba bien. Tampoco mantenía firme su cabeza, era una niña muy “blandita”. Luego con el tiempo aprendí que se decía hipotónica.
Empezó fisioterapia y  la fisioterapeuta la ayudaba a mantener su cabeza y a sentarse entre otros ejercicios. Eso fue durante un mes más o menos. Luego de ese tiempo, me pregunto si ella escuchaba y fue entonces cuando nos preguntamos qué sucedía, la llevamos al otorrino, le hicieron estudios y descubrimos que era Sorda.

DC- ¿Cómo repercutió en tu vida al enterarte?
PD- Hubo un antes y un después, luego de enterarnos de que era sorda. Todo cambio, nos preguntábamos que íbamos hacer para darle lo mejor, y a la vez nos preguntábamos si íbamos a poder.  Fue un duro camino, todo un proceso. En principio fue difícil, no había información para los padres, no sabíamos a donde recurrir.

DC- ¿Cómo te comunicabas con ella cuando era pequeña?
PD- En un principio recibimos la ayuda de mi tía que es maestra de sordos en el método oralista. Nos manejábamos más o menos como nos explicaba ella, mirándola de frente, hablándole cara a cara, mostrándole figuras, fotos, fue difícil. Entre casa nos comunicábamos con señas caseras, de alguna manera teníamos que comunicarnos.

DC- ¿Cuándo aprendiste la legua de señas? ¿Cómo cambió tu comunicación con ella desde entonces?
PD- Cuando Caro tenía 5 años – y luego de haber probado integrarla a los colegios de niños oyentes y viendo que no progresaba, que se nos hacía muy difícil explicarle el funcionamiento de este mundo –  la anotamos en un instituto que era especial para chicos sordos llamado “CEENDA”, que contaba con fonoaudiólogos, maestra especial y psicóloga. Fue entonces que como para ella era muy difícil hablar fonéticamente, nos aconsejaron que la inscribiera en la escuela de sordos, y fue ahí que ella cambio su forma de comunicarse. El mismo día que ingreso ya empezó a comprender el código de la lengua de señas, y como ahí mismo hay clases para la familia, empezamos con el papá de Carolina  a aprender.
Durante un año aprendimos en la escuela. El proceso de cambio de comunicación fue de a poco. Empezamos a hacer bien las señas y a sustituir las caseras por las reales y a entender más la cosa. Mientras ella iba rapidísimo en su lugar de pertenencia junto a  sus pares, nosotros íbamos lento en el aprendizaje de su lengua. Fue entonces al terminar el año que decidí empezar la carrera de Formación de Interpretes de Lengua de Señas. Empezamos a comunicarnos cada día mejor, le podía explicar cosas que antes no podía. Fue positivo el cambio, la carrera duro 5 años así que en el 2008 me recibí, pero no precisamente para trabajar de eso si no para comunicarnos mejor con Carolina y a su vez ayudarla con  la escuela, y demás. Soy su intérprete personal. Cabe aclarar que ella es una niña extrovertida con una gran autoestima y siempre se hace entender de alguna manera.

DC- ¿Tu hija tuvo problemas para insertarse en el sistema educativo?
PD- Si, claro,  primero porque el sistema educativo no está preparado para niños diferentes. Ni siquiera hay formación docente en el área, ya que hace más de 20 años que cerró la parte de formación de Maestros de Especiales. Se dice que hay integración y que los niños se tienen que integrar. En mi opinión los niños sordos no pueden integrarse a salones de niños oyentes porque los niños sordos tienen un problema lingüístico,  o sea que hablan en distinto idioma, por lo tanto no logran ir en el mismo tiempo que los niños oyentes. Ellos necesitan un intérprete o si no una maestra que enseñe en Lengua de Señas, que sería lo ideal. Por suerte la Escuela de Sordos durante estos últimos años ha cambiado en forma positiva. Las maestras antes no todas daban clases en lengua de señas, sino que enseñaban oralmente, pero de a poco con la ayuda de La Asociación de Padres y Amigos de Sordos del Uruguay (APASU), a la cual pertenezco, fueron entendiendo que necesitan su lengua para que los chicos puedan entender.  Las maestras se pagan el curso que se dicta en el Centro de Investigación y Desarrollo de la Persona Sorda (CINDE), y no necesitan hacer 5 años porque los docentes no ofician de intérpretes si no dictan sus clases en Lengua de Señas.
Por suerte desde el año 1996 los chicos sordos pueden ir al Liceo. Luego de un arduo trabajo de APASU, se logro incorporar intérpretes  las clases de algunos liceos: el Liceo Nro. 32, ahí es ciclo Básico, y el Liceo Nro. 35 IAVA, donde hacen 4to, 5to y 6to.

DC- ¿Cómo se les ocurrió la idea de hacer el libro?
PC- El libro se nos ocurrió en las clases de la materia Idioma Español en la cual junto a mi compañera Adriana Riotorto, también madre de una chica sorda, concurríamos como parte de la carrera de intérpretes y como hablábamos tanto las dos la lengua de señas en el diario vivir, el profesor Luis Morales (también profesor de la misma materia en el liceo para Sordos Nro. 32)  nos propuso hacer el libro.
En el caso de mi compañera, Adriana, ya había escrito un libro contando su historia para regalárselo a su hija María Emilia en el cumpleaños de 15, pero no lo había publicado. Ella le entregó ese libro al profesor para que lo corrigiera. En cambio yo,  tenía que empezar de cero a escribir mi historia y realmente no estaba preparada. El profesor me ofreció entonces hacerme una serie de entrevistas y luego escribirlo. Empezamos a reunirnos en el año 2007, él me grababa y luego transcribía en texto lo que yo contaba. Luego me lo daba a corregir y fue así que fue gestándose la idea de publicarlo. Fue entonces que invertimos en hacer el libro sin la ayuda monetaria de nadie solo el apoyo de la Intendencia Municipal de Montevideo. En cuanto juntamos el dinero lo mandamos a publicar.

DC- ¿Cuáles fueran sus objetivos al escribir el mismo?
PD- El objetivo en verdad es informativo porque ante todo no hay nada en el Uruguay que cuente cómo se vive con una persona sorda, sólo encuentras libros de otros países que son de difícil acceso. Fue así que pensamos en tantas mamás y papás que tienen hijos sordos y no saben a dónde recurrir.  Para ellos fue que lo hicimos.
Nuestro libro es dos en uno, por un lado yo cuento en forma testimonial mi vida con Carolina, y por otro lado está el testimonio de Adriana.  Contamos nuestra vida con nuestras hijas de dos formas distintas. Una es metafórica, que es la historia de Adriana y María Emilia. También hay poemas escritos a la referente al mundo del silencio de las personas sordas que fueron escritos por Adriana. En mi opinión son muy recomendables. El otro relato es la historia de Carlolina y mía, que es  paso a paso como fue el proceso de aceptación de un hijo sordo.

DC- ¿Que repercusiones tuvieron al publicar el libro?
PD- En mi caso el libro se lo regale a mis seres queridos y fue porque en verdad nadie sabe por lo uno pasa en lo largo de estos años. La interna de cada casa sólo la sabemos los  que convivimos en ella. Se enteraron de muchas cosas que no imaginaban, hubo grandes charlas y emociones, fueron momentos sensibles. A veces recibo llamadas de personas que lo leen y se conmueven, vecinos, personas que no conozco me envían mensajes diciéndome que no sabían de todo lo que vive la persona sorda ni mucho menos lo que viven las familias.
*El libro se vende en todas las librerías y tiene un costo de $200.

Un corredor que no tiene barreras

Eduardo Dutra es corredor en sillas de ruedas, ya que tiene los miembros inferiores amputados. En diálogo con Luz Verde nos contó cómo conjuga su entrenamiento diario con su trabajo, que consiste en vender franelas en un semáforo. Por Nicolás Cedrés

NC. ¿Cuál es tu discapacidad? ED. Soy doble amputado de miembros inferiores.

NC. ¿Desde cuándo corrés? ED. Desde hace 11 años.

NC. ¿Por qué decidiste dedicarte a correr y no a practicar otro deporte? ED. En realidad empecé jugando al basket sobre silla de ruedas pero después que corrí mi primera carrera me di cuenta de que me gustaba más correr y entonces dejé el basket.

NC. ¿Qué te motivo a competir? ED. A los dos deportes llegué de la mano de la organización OMPLI. Desde ahí me invitaron a realizar deportes. Así empezó todo.

NC. ¿Cómo fue la experiencia en tu primera competencia? ED. La primera vez que corrí conseguí el segundo lugar en la categoría silla de ruedas. Eso me motivó a seguir practicando ese deporte.

NC. ¿Desde chico pesabas en competir? ED. No para nada, no tenia idea de lo que me esperaba ni de lo que  quería.

NC. ¿Actualmente con quién vivís? ED. Vivo con mi señora y mi hijo de 4 años.

NC. ¿En cuántas competencias has participado? ED. No llevo la cuenta, pero son muchas.

NC. ¿Qué premios has obtenido? ED. En lo material fui al primero que premiaron con dinero en la categoría, pero el premio que más disfruto es el aliento de la gente en los últimos metros previos a la meta. También disfruto cuando la gente me conoce en la calle gracias a lo que hago, pero me gustaría ser más reconocido y se que para eso tengo que lograr un triunfo más importante que el de una carrera callejera.

NC. ¿Entrenás todos los días? ED. Entreno por la mañana alternando los días con el gimnasio y a veces hago las dos cosas en el día, voy a entrenar y me ejercito en el gimnasio.

NC. ¿Cuáles son las principales barreras que tienen las personas con discapacidad para practicar un deporte en Uruguay? ED. La primera es que no hay mucha variedad de deportes inclusivos. Otro tema es la falta de información y la dificultad para conseguir sponsors es también un tema importante que desestimula a los deportistas.

Accesibilidad en Segovia: “Todavía falta mucho por conseguir”

María José tiene una discapacidad motriz y es miembro de Frater Segovia (Fraternidad Cristina de Personas con Discapacidad). Tras participar de la presentación de nuevas tecnologías por parte de la Universidad de Valladolid, dialogó con Luz Verde sobre la accesibilidad en la ciudad.

Por Mayda Burjel

MB- ¿Qué le parece esta nueva tecnología?
MJ-
Todo lo que mejore nuestra calidad de vida y en este caso el desplazamiento, pues nos parece interesante. Es una innovación, es algo nuevo, que no conocíamos y que parece muy interesante ya que es algo que según nos han explicado se va a poner en marcha en poco tiempo por lo tanto a los turistas que vengan a Segovia como a las personas que habitamos aquí, nos podrá facilitar acceder a determinados sitios que hoy se nos dificulta.

MB- ¿Cómo es la accesibilidad en Segovia?
MJ-
Se ha mejorado, no podemos decir que está como antes, 15 o 20 años atrás, porque no sería cierto, pero falta todavía mucho por conseguir. Sabemos que Segovia es muy difícil de adaptar pero creemos que no es imposible. Es todo cuestión de que la gente que está en patrimonio, en los ayuntamientos, en las diputaciones se concienticen de que somos ciudadanos como el resto y que tenemos los mismos derechos y las mismas obligaciones. En este caso, que estamos hablando del tema patrimonio, lo importante es poder acceder con las menos dificultades que sea posible.

MB- ¿Cuáles son las zonas menos accesibles?
MJ-
Pues hay todavía bastantes zonas, sobre todo en la parte del centro, que son dificultosas para movernos. Sabemos que Segovia tiene muy en cuenta el tema del empedrado, del adoquinado, todo eso para nosotros es muy complicado para andar, porque físicamente a nosotros nos deteriora y las sillas de ruedas, que son nuestro medio de transporte, se nos estropean cada dos por tres por el empedrado. Sabemos que es patrimonio artístico, pero creemos que somos más importantes las personas que las piedras, por lo tanto pues en algún momento tendrán que tenerlo en cuenta.

MB- ¿Cómo es el transporte? ¿es completamente accesible?
MJ-
Si. Desde hace como unos cuatro años la flota de transporte es accesible, los autobuses son de piso bajo y cuentan con una rampa automática que se despliega, aunque a veces alguna no funciona. Hay una flota de 16 autobuses accesibles y también los turísticos lo son.

MB- Recién señalabas que hay varios problemas de accesibilidad, de todas formas, comparando con la realidad uruguaya, aquí están muy adelantados, hay rampas en todas las esquinas, los semáforos tienen sonido para las personas ciegas…
MJ-
Si claro que en comparación con otros lugares seguramente estamos muy adelantados, pero todavía quedan cosas por mejorar. Uno de los principales problemas es el acceso a la hostelería, restaurantes y varias tiendas, por ejemplo.

Entrevista a Carolina, persona con enanismo

Carolina es una niña de 12 años que tiene acondroplasia que considera que “por dentro” es igual al resto de sus amigos. Carolina nos cuenta las limitaciones que encuentra en la ciudad para realizar sus actividades normales.

Por Carolina Alba

1 – ¿Cuál es tu nombre y edad?

Carolina , 12 años.

2-¿Cómo describirías la acondroplasia si alguien te pidiera que se la explicaras?

Que sos más bajita que los demás pero por dentro sos igual que los de tu edad.

3- ¿Para vos la acondroplasia es una discapacidad?

Depende de que lado lo mires si lo miras por el lado de afuera (físico) sí es diferente , y si lo miras por el lado de adentro (de cómo sos , buena amiga, etc) no es muy diferente .

4- ¿Tuviste algún problema para integrarte con tus compañeros de la escuela?

Con la gente que me conoce por primera vez, me resulta difícil para conversar porque me hablan y yo los miro desde abajo.

5-¿Cuáles son las principales limitaciones que tiene una persona con acondroplasia?

En los baños las piletas son altas y no alcanzo a las canillas, la cisterna alta, etc. Los mostradores son altos y a veces no me ven.

6- ¿Qué cosas te limitan a realizar las actividades que hacen el resto de las personas de tu edad?

Correr con rapidez, que me canso mas que ellos, me tengo que controlar en las comidas por que sino aumento el peso y eso no me hace bien a la columna.

7- ¿Dónde te gustaría trabajar en un futuro?

Todavía no lo he pensado.

8- ¿Te sentís discriminada en algún sentido? ¿En cuál?

Depende, a veces con la gente que no me conoce.

9- ¿La ciudad está pensada para personas con acondroplasia ¿porqué?

No, los baños las piletas están altas y apenas llego. La caja del supermercado etc, a veces no me ven.

10- ¿Qué cosas deberían cambiar?

Por ejemplo las cosas que nombre arriba.

Entrevista de Carolina Alba

Comisión Honoraria de la Discapacidad: hoy y ayer

En entrevista con Luz Verde, María José Bagnato, Presidenta, y Jacqueline Spencer, Secretaria Ejecutiva de la Comisión Nacional Honoraria de la Discapacidad (CNHD), cuentan sobre los comienzos de la institución, sus logros y desafíos.

Por Lorena Benítez

¿Cómo  y cuándo comenzó a funcionar la Comisión Nacional Honoraria de la Discapacidad?

La Comisión Honoraria del Discapacitado, fue creada por la ley 16.095de octubre de 1989, bajo la jurisdicción del Ministerio de Salud Pública que la presidía y estando integrada por organismos gubernamentales con competencias en la citada ley e instituciones de y para personas con discapacidad. Al haberse promulgado la ley en un año pre electoral, no contó con la aprobación de recursos económicos por lo cual, la Comisión Nacional gestionó ante el M.S.P, un espacio para funcionar.
En 1990 el MSP puso a disposición de la CNHD, la Sala de Reuniones de ese Ministerio y una funcionaria para el trabajo administrativo.
En el 1995 la CNHD logró que se otorgara una partica para funcionamiento y otra para proyectos. Asimismo el 22 de febrero de 1995, debido a la colaboración del MSP, la Comisión Nacional inauguro su sede en Eduardo Acebedo 1530, lugar donde continúa desarrollando sus actividades. Con ello, se incorporó una Secretaria Administrativa y un Secretario Ejecutivo. A los seis meses se agregó un Auxiliar Contable y más adelante un Contador y un Evaluador de Proyectos , debido a la puesta en marcha de proyectos en favor de las personas con discapacidad, por medios de convenios firmados con ONG´S.
Por la Ley 18.172, se pasa a la Comisión Nacional de la jurisdicción del MSP a la órbita del Ministerio de Desarrollo Social.
En el año2010, se promulga la Ley 18.651, que derroga la Ley 16.095, cambia la nominación a Comisión Honoraria de la Discapacidad. Asimismo, se suman a la confirmación: Banco de Previsión Social. Banco de Seguros del Estado y Comisión del Patronato del Psicópata, además de dos Federaciones de Instituciones de Personas con Discapacidad: Federación Autismo Uruguay y Federación Nacional de Instituciones de la Comunidad Sorda del Uruguay ( FRENASUR).

¿Quiénes integraban en ese momento la Comisión? ¿Quiénes la integran ahora?

Con la Ley 16.095, conformaban la CHND: Delegados del Ministerio de Salud Pública, que será un Presidente, o un delegado de él , que tendrá igual función , del Ministerio de Educación y Cultura, del Ministerio de trabajo y Seguridad Social, de la Facultad de Medicina; del Consejo Directivo Central de la Administración Nacional de Educación Pública; del Congreso de Intendente y un delegado de cada una de la Organizaciones más representativas de discapacitados: PLENADI ( Plenario Nacional de Instituciones de Personas con Discapacidad), FUAP (Federación Uruguaya de Asociaciones de Padres de Personas con Discapacidad Intelectual) , y COORDINADORA DE CIEGOS.
Hoy día, por lo dispuesto en la Ley18.651 dispone que la CHND estará integrada de la siguiente manera: Por el Ministro de Desarrollo Social, que la presidirá, o un delegado de este, que tendrá igual función . Un delegado de los Ministerios de Salud Pública, Educación y Cultura, Trabajo y Seguridad Social; la Facultad de Medicina, de Odontología y de Ciencias Sociales, del Instituto del niño y del Adolescente del Uruguay, del Consejo Directivo Central de ANEP, del Banco de Previsión Social, del Banco de Seguros del Estado, de la Comisión Honoraria del Patronato del Psicópata y delegados de PLENADI ( Plenario Nacional de Instituciones de Personas con discapacidad), , FUAP (Federación de Asociaciones de Padres de Personas con discapacidad Intelectual), Federación Autismo y FENASUR ( Federación de Instituciones de la Comunidad Sorda).

¿Qué evaluación hacen del funcionamiento de la Comisión desde su surgimiento hasta ahora? ¿Las funciones han sido siempre las mismas o han cambiado?

El funcionamiento de la CNHD ha sido continuo y de acuerdo a las partidas presupuestales que han logrado sean incrementadas, ha podido sumar servicios y mejorarlos ya existentes.
Actualmente, los servicios prestados se realizan en coordinación y con el apoyo económico del Programa Nacional de Discapacidad (PRONADIS- MIDES) , y son:
Servicio de Orientación Social (lunes y viernes de 14 a 16 horas)
Servicio de Asesoramiento jurídico Gratuito (lunes y viernes de 14 a 17 horas)
Programa de ayudas Técnicas ( martes y jueves de 14 a 17 horas)
Orientado a personas de bajo recursos económicos. Se brindan bastones, muletas, audífonos, pañales, sillas higiénicas, entre otras tantas ayudas que permiten la Inclusión Social, educativa y laboral de las personas con discapacidad.
Actualmente, la CNHD recibió de la iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos días , una donación de 500 sillas de ruedas , las que están siendo distribuidas en forma gratuita a personas con discapacidad de bajos recursos económicos . Dichas sillas, se entregan en calidad de préstamo. Servicio de Transporte  Puerta a Puerta, Adaptado  para personas con Movilidad  Reducida ( lunes a viernes  de 7 a 19 horas). Con tres camionetas adaptadas con rampa, se ofrece un servicio de traslado a personas usuarias  de sillas de ruedas, bastones,  dentro de loa límites de Montevideo. El servicio debe solicitarse  el día anterior por el teléfono 24087710  en el horario de 9 a 12 horas. Tiene un costo de $90por viaje por persona y $ 20 el acompañante. Registro Nacional de Personas con Discapacidad  ( lunes y miércoles de 10:30 a 155:30 horas). Es un requisito legal que debe cumplir toda persona  con discapacidad que desea participar de los llamados a concurso de la Administración Pública.Todas las personas que se inscriben pasan por un Equipo Técnico  que le realiza  una valoración de la discapacidad. ¿Cuáles fueron las metas  que se planteó la Comisión actual?  ¿Han podido alcanzarlas?
Las metas  refieren  a dar cumplimiento a las obligaciones que le encomienda la Ley 18.651, esto es coordinar  y asesorar a los diferentes organismos  Públicos  con responsabilidad  en la temática. En el 2013 se propone mejora el sistema de certificación y registro de personas con discapacidad de las personas mayores  de 18 años con discapacidad interesadas en aspirar a cargos Públicos. Asimismo apoya nuevos programas Públicos  tales como Artigas sin Barreras, y los Programas  de proceso de Desarrollo como el de Apoyo parcial a cuidadores adultos mayores  que tienen a su cargo  personas en   situación de dependencia  severa y de CAIF  inclusivos en el marco de la construcción hacia el Sistema  de Cuidados. Durante el segundo semestre del año, el Plenario dela CNHD resolvió realizar una convocatoria  a la presentación   de Proyectos  que contribuyan a mejorar el ejercicio  de derechos de las personas con discapacidad.  Además se están realizando  todas las gestiones pertinentes para la renovación de su flota   del Servicio de Transporte Adaptado,  con la compra de un nuevo vehículo  que será afectado al mismo. ¿Qué evaluación hacen de la  integración de las personas con discapacidad en la sociedad? ¿Cuánto se ha  avanzado en los últimos años?  ¿Cuáles son los principales desafíos?
Encontramos un avance si lo pensamos desde una perspectiva histórica, sin embargo entendemos que resta mucho por hacer para lograr una real inclusión. Dentro de los aspectos de mayor preocupación para la comisión se incluyen la inclusión Educativa, laboral y el transporte a nivel nacional. Siendo esta una tarea que no puede ser llevada  acabo sin el compromiso y una real transformación  cultural de la sociedad en su conjunto.

Primer Centro de Día de Atención Integral a personas con Alzheimer y Deterioro Cognitivo

Tal como señala el afiche, el este es el primer centro especializado que atiende a personas con alzheimer y deterioro cognitivo en Uruguay. El centro AMAE ofrece:

  • Atención diurna a personas con Alzheimer y Deterioro Cognitivo
  • Talleres de estimulación cognitiva y memoria para adultos mayores
  • Grupos de musicoterapia
  • Grupos de reflexión y autocuidado
  • Acompañamiento terapéutico a familiares y cuidadores
  • Talleres de formación para familiares y cuidadores

Dirección: Palmas y Ombúes 5662
Teléfonos: 2601 8881 – 099 170 590
[email protected]

Actividades en las playas para personas con discapacidad

Difundimos las actividades que organiza la Secretaría de Deporte de la Intendencia de Montevideo (IM) para personas con discapacidad este verano.

Habrá distintos módulos en las playas de Montevideo y en el club Fuecys, en Parque Batlle:

Playa Chica del Cerro: PASAN PARA LA PLAYA RAMIREZ
Miércoles y viernes de 8 a 11.
Recreación y deporte para todas las edades y discapacidades.
Inicio: 5 de enero
Docentes: Santiago Guido y Virginia Gómez

La Secretaría de Deporte de la Intendencia informó que las actividades para personas con discapacidad que se desarrollan en la playa del Cerro se pasan a Playa Ramírez los mismos días y en el mismo horario, hasta nuevo aviso. Desde esta secretaría se están estudiando opciones de accesibilidad en playas vecinas al Cerro que permitan mantener los grupos en la zona.

Playa Pocitos (Rambla y Pagola):
Lunes: Recreación y deportes para personas con discapacidad múltiple y motriz. Todas las edades.
Martes, miércoles, jueves, viernes y sábados: Recreación y deportes para personas con discapacidad intelectual, sensorial, psíquica y motriz leve.
Docentes: Mauricio Arévalo y Virginia Gómez
Inicio: 3 de enero

Complejo Ituzaingó (Saint Bois e Iberia – Maroñas):
Miércoles y viernes de 11 a 13: Actividades acuáticas de enseñanza y recreación para personas con discapacidad.
Requisitos: Menores de 17 años carné del niño, 18 años o más, carné de salud.
Inicio: 5 de enero
Docentes: Mauricio Arévalo y Virginia Gómez

Fueci (Ricaldoni y Brito del Pino – Parque Batlle):
Martes y jueves de 11 y 30 a 13 y 30
Sábados de 8 y 30 a 11.
Actividades acuáticas de enseñanza y recreación para personas con
discapacidad.
Requisitos: Menores de 17 años carné del niño, 18 años o más, carné de
salud.
Inicio: 4 de enero
Docentes: Santiago Guido y Virginia Gómez

IM Cultura
Secretaría de Deporte
Oficina de Comunicación
24863349 – 24864031 – 1950 1476 Int. 180
http://deportesimm.blogspot.com

Jornada de buenas prácticas técnológicas

El día 4 de agosto en el Aula Magna de la Facultad de Psicología la Jornada de buenas prácticas: computadoras, creatividad e imaginación para la inclusión de personas con NEAE/ discapacidad. El encuentro es organizado por Creática FREE y la Intendencia de Montevideo en el marco del Compromiso de Accesibilidad.

El Aula Magna de la Facultad de Psicología de la Universidad de la República está ubicada en Tristán Narvaja 1674. Tiene una entrada accesible por la calle Uruguay.

Por mayor información: Teléfono: 00598 2 409 79 74
Mail: [email protected]
Página Web: www.capacidad.es o www.creatica.edu.uy
Por inscripciones ingresar a: http://www.capacidad.es/jornadamvd12

Taxis para todos

El jueves 6 de mayo se realizó en la explanada de la Intendencia de Montevideo la presentación del primer taxi accesible para personas con discapacidad, que es una réplica de un taxi inglés. El vehículo fue incorporado a la empresa Radio Taxi Patronal, que se plantea tener funcionando unos 50 autos de estas características en un futuro.

Para los pasajeros estas unidades accesibles tienen varias ventajas como una rampa plegable, sistema de sujeción para sillas, un asiento giratorio, cinturón del asiento central trasero con arneses ajustables, asientos con colores llamativos que facilitan la visualización a las personas con baja visión, entre otras.

El presidente de la Gremial Única del Taxi, Oscar Dourado, dijo al Portal Luz Verde:  “La idea es tener 50 unidades en funcionamiento pero eso va a depender un poco de la demanda de la sociedad que tenga este primer taxi”. También dijo que para solicitar el servicio, las personas interesadas se tienen que comunicar un día antes a la Fundación Alejandra Forlán a los teléfonos 26229172, 095685532, en el horario de 9:15 a 16:15. El servicio es gratuito y la persona puede ir con dos acompañantes. Dourado expresó también que para más adelante, para las personas que no puedan abonar el costo total del viaje, se está trabajando para encontrar una forma de subsidiarlo.

Soy más feliz que cuando veía perfecto

Humberto Demarco es facilitador en desarrollo organizacional, trabaja en la Red Especial Uruguaya, una organización sin fines de lucro que tiene como objetivo promover los derechos humanos de las personas con discapacidad y fomentar la accesibilidad y el diseño universal. Con tan solo siete años perdió la visión en su ojo izquierdo y a los 39 años perdió su visión en el ojo derecho, como consecuencia de un melanoma. En entrevista con Luz Verde nos contó más sobre las funciones de la Red y sobre su vida.

Por Erika García

¿Qué es la Red Especial Uruguaya? ¿Cómo se originó? ¿Qué objetivos tiene?

La Red Especial Uruguaya es una Organización social sin fines de lucro, creada en el año 2000, contando con personería jurídica desde esa fecha. Forma parte de la Red Iberolatinoamericana de Redes Especiales.
La misión que rige nuestro accionar es la siguiente: promover los Derechos Humanos de las personas con discapacidad, fomentar la accesibilidad sin barreras y el Diseño Universal en todas las áreas.
Nuestra visión es constituirnos en una organización referente tanto a nivel nacional como internacional, por la excelencia de los distintos servicios que se proporcionan a la comunidad, con el objetivo de posibilitar la mejora en la calidad de vida y el desarrollo humano por igual de todas las personas.
Y nuestros objetivos son:
• Llevar adelante todas nuestras actividades rigiéndonos por los principios y tratados internacionales más avanzados en las diferentes materias de aplicación, como son la Nueva Convención de la ONU sobre los Derechos Humanos de las personas con Discapacidad y las normas elaboradas por la Organización Internacional del Trabajo.
• Promover el acceso de las personas, en su diversidad, en igualdad de condiciones al entorno físico, al transporte, a la salud, a la cultura y la educación, al empleo, a los deportes, a la recreación y al disfrute del tiempo libre.
• Promover el acceso de las personas con discapacidad a las tecnologías de la información y las comunicaciones (TICs).
• Realizar actividades de formación, capacitación y sensibilización para la inserción laboral y plena participación ciudadana de las personas con discapacidad.
• Promover planes de prevención de la discapacidad.
• Fomentar el cuidado del medioambiente, incentivando las prácticas de reciclaje.

Estamos generando alianzas y trabajo en Red con todo tipo de instituciones, ya sean estas públicas o privadas.

El año pasado obtuvieron una casa que será su sede, ¿cómo consiguieron el predio? ¿Cuáles son las actividades que se van a realizar allí? ¿Las actividades son para todos?

A partir de este año la Red Especial Uruguaya podrá contar con una sede donde realizar todas sus actividades. Esto ha sido posible gracias a la contribución de un particular que ha decidido apoyar a Redesuy en su diaria labor.
Allí funcionará el Centro Nacional de Servicios Inclusivos (CENASI), que se encuentra ubicado a unas pocas cuadras de avenida Italia y Comercio. Estamos realizando algunas reformas a dicha propiedad, con el objetivo de que la misma sea totalmente accesible, para que pueda ser disfrutada por personas que presenten diferentes discapacidades.
Una vez realizados estos cambios, diferentes proyectos relacionados con nuestra misión serán puestos en marcha allí.
En principio nuestro público objetivo estará conformado por personas con discapacidad auto válidas, adultos mayores y otros integrantes de la sociedad en situación de vulnerabilidad. Una de las metas es la inclusión, por ello todas nuestras actividades siempre que sea posible serán dirigidas en este rumbo.
Necesitamos del apoyo de todas aquellas personas y empresas que deseen ayudarnos a mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad y sus familias, para poder transformar sueños en realidades.

¿Cómo consiguen los fondos para el mantenimiento del centro y de los servicios que se van a brindar?

El principal desafío que enfrentamos hoy es crear las condiciones para que este centro sea un proyecto auto sustentable. Este es un aspecto fundamental que padecemos las ONG vinculadas al área discapacidad y que condiciona seriamente nuestro accionar. Algunos medios se pueden conseguir a través del Estado (que son muy escasos), otros a través de las donaciones de socios, particulares o empresas, pero la tarea no es sencilla.
Parece increíble que infinidad de emprendimientos que se llevan a cabo en nuestro país cuenten con muy buenas exoneraciones impositivas, mientras que las ONG relacionadas con el área discapacidad no tengamos ningún tipo de beneficio y debamos dar la pelea yendo a la guerra diaria armados con un escarbadiente. En otros países existen diversos apoyos para Organizaciones similares a las nuestras.
Por esto más allá de la pasión y las ganas de todos los que trabajamos dirigiendo en forma totalmente honoraria las ONG que promueven la mejora de la calidad de vida de un colectivo social que es de los más vulnerables de nuestro país, el desgaste es muy pero muy grande, ya que las cosas por hacer son infinitas y los medios muy limitados. Cada responsable que trabaje en este ámbito, debe jugar su partido ocupando el puesto de golero, también siendo defensa o medio campista y al mismo tiempo debe levantar centros para ocupar el mismo el puesto de centrodelantero y meter los goles.
Deseamos demostrar que se pueden generar proyectos verdaderamente inclusivos, que puedan ser llevados adelante por personas con y sin discapacidad. Exhibiendo en todo momento las capacidades, por encima de las carencias que cada persona pueda tener.

“Las principales barreras son las mentales y culturales”

¿Qué discapacidad tienes? ¿Cómo la adquiriste?

Soy una persona ciega. A los siete años perdí la visión de mi ojo izquierdo en un accidente. Luego de ese episodio, nunca usé lentes y ví en forma perfecta, hasta que a mis 39 años perdí mi visión del ojo derecho como consecuencia de un melanoma.
Se podría decir que ligué muy pero muy mal, al producirse estos dos diferentes eventos. Pero como la vida es mágica, nos da y nos quita. Luego de adquirir mi discapacidad pude cumplir diferentes sueños que antes me habían sido esquivos y con el riesgo de que además de ciego, me tilden de loco, les expreso que hoy soy más feliz que cuando veía perfecto.
Por fortuna, la felicidad no depende de contar con un sentido más o menos.

¿A qué te dedicas?

Soy facilitador en Desarrollo Organizacional. Antes de quedar ciego estudié varias disciplinas: Administración de Empresas, Derecho, Relaciones laborales, etc. Obtuve los diplomas de Manager en Relaciones Públicas y Especialista en Calidad UNIT-ISO 9000.
Luego de quedar ciego seguí estudiando disciplinas como Negociación, Responsabilidad Social, etc. Obtuve el diploma de Especialista UNIT en Recursos Humanos para Sistemas de Gestión.
Desde hace dos años atrás tengo el honor de presidir la Red Especial Uruguaya.
Por otra parte, en el año 2006 creé el Taller Cultural Itinerante “SINSOCIEGO” (www.tallerculturalsinsociego.blogspot.com). Es un proyecto de Animación Socio Cultural mediante el cual pretendemos fomentar la creatividad y la inteligencia por medio del Arte Inclusivo, apostando a incentivar los sentidos restantes a la visión.

¿Por qué decidiste dedicarte a esto?

Siempre he tenido una vocación por la actividad social y la voluntad de ayudar a las personas más desfavorecidas.
Cuando ya era bastante cercana la posibilidad de que pudiera perder mi visión en forma total, empecé a visualizar nuevos proyectos, sobre todo vinculados con la prevención de la ceguera, con el objetivo de que otras personas no tuvieran que vivir lo mismo que yo.
Diseñé un plan para implementar en las escuelas y otras actividades adicionales, pero del dicho al hecho existe un gran trecho. Por un lado los aspectos económicos y por el otro lado la burocracia existente en nuestro bello país dinamitaban las intenciones de llevar adelante lo planificado con calidez y calidad.
Cuando quedé ciego, iluso yo, pensé que gracias a todos mis estudios y experiencias laborales, no tendría mayores inconvenientes para acceder a un empleo digno y hacer lo que más que motiva. Sin embargo, transcurridos estos siete años desde que como un paracaidista caí en el mundo de la discapacidad, me empecé a dar cuenta de todas las barreras que se interponen para que las personas con discapacidad puedan ser realmente felices. Esto depende de si se les permite acceder a una salud y educación de calidad y de un empleo que le permita integrarse en el tramado social, integrar el mercado de consumo, sentirse pleno y no sentirse discriminado en todas las áreas que afectan nuestra vida cotidiana.
En lo que tiene que ver con el empleo, en nuestro Uruguay al igual de lo que ocurre en el resto de América Latina, más del 80% de las personas que están en condiciones sicofísicas para poder trabajar y desean hacerlo se encuentran desempleadas, sobreviviendo en el mejor de los casos de la mano de familiares que les puedan ayudar. Otros no tienen esta suerte y son invisibles ante el resto de una sociedad que mira hacia el costado.

¿Has tenido dificultades para adaptarte a tu trabajo?

Como lo estaba manifestando en mi respuesta anterior, se podría decir que aunque suele raro, el contar con mucha experiencia y formación me ha jugado en contra por varias razones. Por un lado, porque al no existir una educación inclusiva que apueste a mostrar el potencial que puede tener una persona con discapacidad, siempre se ve a la persona con discapacidad como aquella que tiene que recibir, no observando todo lo que tiene para dar a los demás.
Yo cursé la escuela, el liceo, la universidad y todos los demás estudios sin que en ninguno de ellos se nos educara en forma inclusiva.
Nunca tuve una compañera o compañero con discapacidad.
Este mensaje va taladrando nuestros cerebros, creando preconceptos y prejuicios que a la larga determinan el pensamiento general.
Creemos que las principales barreras no están en las personas con discapacidad, sino que están en su entorno. Al público en general, por lo mencionado antes, no se le pasa por la cabeza que una persona ciega pueda dirigirlos en su oficina o dependencia.
Obtuve diplomas con las máximas notas, tuve compañeros que ocupaban importantes puestos en la función pública y profesores que me tildaban poco más que de genio, pero a ninguno de ellos se les pasó por la cabeza que yo pudiera estar ocupando su puesto. Esto no es porque ellos sean malas personas, se debe a que el mensaje que han recibido durante toda su vida está asociado a un asistencialismo estatal mal entendido.
No existe una colocación selectiva de personas con discapacidad que posibilite que ellas puedan acceder a un puesto de trabajo acorde a su motivación, formación y experiencia, de acuerdo a las normas que nuestro país ha ratificado ante la OIT.
Más allá de que no se cumple lo establecido por la ley respecto a que el 4% de las vacantes del Estado debe ser cubierto por personas con discapacidad, casi todos los llamados públicos sólo realizan convocatorias para cargos administrativos o telefonistas.
Una vez que las personas con discapacidad ingresan a uno de estos llamados, la mayoría no logra progresar y mejorar su ubicación.
No conocemos a ninguna persona con discapacidad que ocupe un cargo jerárquico en todo nuestro Estado, lo que marca a las claras cuanto se valoran sus capacidades. Algo parecido ocurre en la actividad privada.
Se crean puestos por obligación o por lástima, más que por un convencimiento del aporte que podemos realizar quienes tenemos alguna discapacidad.
Por todo esto, hoy en día vuelco mis conocimientos en estos proyectos, con la intención de aportar nuestro grano de arena para construir una sociedad más justa. Me agrada lo que hago y tengo la dicha de estar rodeado por un gran grupo de personas, que están muy comprometidas con esta noble causa.

¿En tus actividades habituales que es lo que más te dificulta hacer?

Lo único que no puedo hacer es ver a través de mis ojos, pero ya conseguí unos cuantos prestados (Se ríe). Fuera de broma, hoy las nuevas tecnologías nos permiten a las personas ciegas desempeñarnos eficientemente usando una computadora y teclado convencional, al que se le ingresa un simple programa que nos lee la información que la persona vidente puede leer a través de sus ojos. Utilizamos una PC a la par de las personas videntes y esto nos da un poder ilimitado.

¿Consideras que la sociedad es más inclusiva hoy en día? ¿Pensás que han existido cambios en estos últimos años?

Si comparamos la situación que se vive hoy a las de tan sólo unas décadas atrás, creemos que se vienen registrando avances importantes.
Igualmente estamos muy lejos de llevar a la práctica todas las leyes nacionales e internacionales que nuestro país ha aprobado. El problema es que el tiempo pasa muy rápido, sin que la mayoría de las personas con discapacidad y sus familias vean satisfechas sus necesidades básicas. La ley Nº 16.095 que se aprobó en 1989, estuvo 20 años sin reglamentación. El año pasado se aprobó la ley Nº 18.651y ya se han vencido los plazos estipulados para su reglamentación. ¿Pasará lo mismo que con la ley anterior?
El colectivo de la discapacidad en Uruguay se encuentra debilitado, gracias a que las organizaciones que trabajamos en esta área no logramos generar positivos espacios de participación, en donde se deje de lado el concepto de que una ONG compite con las demás, resultando imprescindible establecer metas comunes y planes de acción.
Creemos que hay que dejar de lado las chacritas y los compartimentos estancos y sumar esfuerzos, más que duplicar los mismos.
Las organizaciones de la sociedad civil de esta área, las personas con discapacidad y sus familias y todas las demás personas que de una u otra forma están relacionadas con esta temática, somos también responsables en parte, de que no se logren avances más rápidos y profundos. Si nos juntamos, la posibilidad de incidir en la determinación de las políticas públicas, será mucho mayor y beneficiará directamente a más del 10% de la población de nuestro país.
Volviendo a un tema que manejamos antes en esta entrevista, podemos aseverar que todas las decisiones que son tomadas por parte del Estado que afectan a las personas con discapacidad, son tomadas por personas que no presentan una discapacidad.
Por esto hay mucho camino todavía por recorrer para que podamos vivir en una sociedad justa e inclusiva, en la cual se observe a las personas con discapacidad como sujetos de derecho y que se visualice antes que nada que primero somos personas.

¿Consideras que Montevideo es accesible? ¿Qué cosas deberían cambiar?

Montevideo es una ciudad que no cuenta con la accesibilidad requerida para que las personas que presentan diferentes discapacidades, puedan desenvolverse sin inconvenientes.
Desde el punto de vista arquitectónico presenta innumerables barreras, las que pasan inadvertidas para quienes no tienen problemas físicos, pero que se convierten en insalvables para un gran número de sus habitantes. Se tiende a pensar que son sólo las personas con discapacidad transitoria o permanente las que se benefician cuando los entornos son accesibles, sin embargo, esta característica también favorece a otros grupos: mujeres embarazadas, mujeres que llevan un cochecito de bebé, personas obesas, niños, adultos mayores, etcétera.
La mayoría de las veredas de la ciudad están en pésimas condiciones y esto atenta contra la seguridad de desplazamiento de todas y todos.
Montevideo no es accesible en ningún aspecto, ni en su arquitectura, ni en el trasporte, ni en la educación, la salud, el empleo, los deportes, el turismo, etcétera, etcétera. Se están implementando algunas mejoras en diversas áreas, pero falta mucho y mucho por hacer, ya que las principales barreras son las mentales y culturales. De nada sirve que exista una ciudad accesible, si no se trata con respeto y en forma digna a las personas con discapacidad. Es imprescindible que se tome en cuenta a las opiniones de las personas y organizaciones realmente comprometidas con esta temática a la hora de realizar mejoras en su beneficio. En la mayoría de los casos, se toman decisiones que afectan su accionar, sin tener en cuenta a los propios involucrados.
La discapacidad atraviesa en forma transversal toda nuestra vida. Toda ausencia de accesibilidad es un acto de negativa discriminación y segregación.